La cineasta de nacionalidad belga-marroquí ha pasado por Barcelona con motivo de el estreno de su película Sofía, asíque tuvimos la ocasión de charlar con ella para que nos explicara algunas cosas sobre la controvertida película de su debut.

Pepe Méndez.- Esta película trata un tema social delicado que tiene que ver con ciertas leyes vigentes en Marruecos. ¿Ya se ha estrenado en este País? ¿Y si es así como ha sido recibida por parte de la crítica y del público?

Maryem Ben Barek.- Si, de hecho la película se ha estrenado en Marruecos y fue muy bien. En general gustó al público -en particular a los jóvenes-. Pero hubo algo de debate entre la generación joven y la generación un poco más mayor, cosa que me pareció muy interesante. De hecho, en Marruecos hay dos tipos de prensa: la prensa árabe, que es leída por la clase social mediana baja, y la prensa francófona, que es leída por la clase social más alta; por la burguesía. En la prensa árabe se habló mas por el planteamiento de los estereotipos que planteo en el guion y la lucha de clases, y en cambio, en la prensa francófona los artículos no fueron tan a fondo, se quedaron mas en la superficie, no fueron tanto al corazón de la película. También hubo muchos comentarios de personas que se consideraban feministas, pero claro, feminismo blanco. Se quejaban de que Omar se presentaba como víctima y en cambio, Sofia, no daba buen ejemplo de “mujer” porque la consideraban un personaje manipulador. Y ya para acabar, decir que las reacciones que hubo en Marruecos fueron muy reveladoras, porque de la sociedad que yo critico en la película, que es la burguesía baja, no aceptó esa visión, y la clase social alta tampoco la compartió, pues es un feminismo que mira hacia abajo, sin aceptar aquellos que no son de su clase, cosa que me pareció muy revelador.

P. M.- Bueno, a mi me parece que son dos personajes marcados, pues en el fondo ambos quedan sometidos.

Maryem Ben Barek.- ¿Por que sometidos?

P.M.- Porque si Omar no hubiera aceptado casarse con ella, que está embarazada, hubiera ido a la cárcel. Y quizá Sofía también. ¿A raíz de esta película se han cuestionado cambiar algunas leyes del código civil?

Maryem Ben Barek.- Bueno , sí, los personajes están obligados a someterse a la ley, como en todo el mundo, aunque en este caso sea una ley que los priva de la libertad individual que deberían tener. En cualquier caso, Sofia creo que no es una víctima, al menos lucha para no serlo y, que juega a las cartas para convertir este problema en una oportunidad.

Para completar la respuesta, denunciar una violación para Sofía sería aceptar el papel de víctima, y ella, debido a su condición social no saldría bien parada, no tiene ese privilego, en cambio, si eso le hubiese pasado a Elena, su prima, sí que hubiera podido denunciar, porque su padre está en otro nivel, tienen dinero, y ella misma tiene contactos que le ayudarían sin perder prestigio. Eso es lo que critico del sistema, que las gentes que no tienen medios están obligados a someterse.

P. M.- Según el desarrollo del argumento narrativo y las decisiones de los personajes, en realidad, yo he sentido que la verdadera historia de relaciones de ambos, empieza cuando terminal el film, y se intuye que será una historia de relaciones controvertida y bronca. ¿No?

Maryem Benn.- Sí, yo creo que cada uno puede imaginarse lo que pasará, pero lo que yo expongo es que están en un sistema que no deja que la gente sea feliz. Porque es un sistema sumamente opresivo, y creo que el final de la película es muy cerrado, no deja lugar a dudas, la vida de Sofia no será un cuento de hadas.

P. M. – Bueno, se puede entender que la de Omar, tampoco.

Maryem B.B.-La de la pareja, por supuesto.

P.M.-¿Sabes si hay predisposición de los legisladores para cambiar alguna ley que pueda mejorar esta situaciones?

M.B.B.-En Marruecos hay mucha parte de la población que quiere que esa ley cambie, pero en el gobierno también hay mucha gente que no lo quiere. De hecho, desde la primavera árabe la gente que está con los conservadores; los islamistas, no quieren que cambie esa ley porque dicen que entonces habrían muchas mas mujeres que serían madres solteras y muchos más niños abandonados.

He de decir que esto no impide a las personas tener una relación sexual, solo que no será una relación sexual tranquila que se viva con normalidad. Esto no afecta a la burguesía alta, porque ellos tienen dinero, pueden tener apartamentos independientes de sus padres, se pueden ir los fines de semana fuera de su País. A ellos no les afecta. Ya se muestra en la película, si tienes más dinero tienes más libertad. Creo que el problema con esta ley es muy serio, porque afecta a chicas jóvenes embarazadas, a madres solteras, a niños que crecen sin un padre y que son estigmatizados por la sociedad, y problemas con la desatención a los partos dentro de la sanidad, la educación sexual, la contracepción, etc.

P.M.- En esta película se mezclan dos categorías sociales de diferentes niveles económicos y culturales, un hecho difícil en muchos países. ¿Cómo se acepta esa mezcla en Marruecos?

M.B.B.-  En Marruecos existe la alta burguesía, que son los privilegiados ricos y  gobernantes; la burguesía media, que en este caso de la película la encarnan los padres de Sofía; y la clase mas baja, que es a la que pertenece Omar, y podemos ver como los padres no están preocupados por si su hija ha tenido un bebé de soltera con alguien que no conoce, el problema real de ellos es que el  padre del niño pertenece a una clase social inferior a la de ellos. Realmente, en Marruecos esto es un tabú y no se dan estas mezclas. Sobre todo, cuando se refiere a la mujer, en este caso su familia espera que se case con alguien de su nivel o un hombre de rango superior. Lo contrario es muy, muy complicado.

P.M.- Veo que el guion también es tuyo. ¿Como se te ocurrió esta historia? ¿Conociste algún caso parecido de personas cercanas, por artículos de prensa de casos que se denunciaran…?

M. B.B.- Efectivamente, la idea surgió de un caso cercano a mí, de alguien que se encontró en esta situación, y a partir de aquí empecé a elaborar el guion hablando con médicos, abogados, enfermeras, madres solteras y, poco a poco fui componiendo mi  historia a partir de una multitud de historias. Pero realmente lo que yo quería era partir de una situación que es muy común en Marruecos, y es que 150 mujeres dan a luz cada día siendo madres solteras. Todo el mundo en ese País conoce a alguien que ha pasado por esta situación. Entonces, yo quería descubrir el funcionamiento de la sociedad marroquí a partir de esta historia. Lo que hago en la película es coger el retrato de una joven para hacer el retrato de toda una sociedad.

P. M.- En un terreno mas personal con la profesión, por causa del tema o por ser una mujer directora ¿Te ha sido difícil conseguir realizar este proyecto?

Maryem B. B.- Bueno, hay que decir que es muy difícil realizar el proyecto de una película seas hombre o seas mujer. Lo que si aprendí, después de haber estrenado la película es que la gente acepta más fácilmente que un personaje masculino triunfe a que lo haga una mujer. Quiero decir que en la vida real es así, pero que también se aplica a los personajes de esta película.

P.M.- De donde parte su formación como directora y cuales son  sus directores referentes?

Maryen B. B.- He estudiado en una escuela de cine de Bruselas y en cuanto a mis directores de referencia, depende del proyecto. Para esta película, Sofía, me ha inspirado mucho Asghar Farhadi, (1) (El viajante; El pasado; Todos lo saben) porque escribe unas historias muy sociales, con un lenguaje de elaboración muy matemática. Luego, en cuando a las descripciones sociales de la burguesía y, a la forma, a la puesta en escena, tengo muy presente a Cristian Mungiu, el director de la película “Cuatro meses, dos semanas, tres días”.   

P. M.- Volviendo a la dificultad de dirigir una película que, siendo mujer quizá aun puede ser mas difícil, aunque en España, y sobre todo en Catalunya se está reivindicando la paridad y, últimamente están surgiendo cantidad de proyectos magníficos  realizado por directoras. ¿Cómo está viviéndose ese tema en Marruecos?

Maryem B.B.- Bien, de hecho hay bastantes mujeres que dirigen cine en Marruecos, aunque es cierto que la mayoría de ellas dirigen cine documental, pero también hay algunas que realizan películas ficción, pero menos, aunque podemos contar con tres o cuatro consolidadas.

He de decir que en Marruecos, en contra de lo que se piensa en occidente hay bastantes mujeres empresarias, abogadas, con cargos en el Gobierno, etc. De hecho, esta imagen que se tiene en Europa de ese País es mucho más cerrada que en la realidad y, a veces, me da algo de risa. Pero yo creo que el mayor problema, tanto allí como en cualquier otro país, está en que las personas que componen las comisiones que deciden y otorgan el dinero para los proyectos son en su mayoría hombres. Por eso las mujeres lo tiene algo más difícil. Pero estoy segura que eso pasa en Marruecos, en Francia y en cualquier país. Son conceptos arraigados difíciles de derribar.

Pepe Méndez

Abrir chat
Contacta con nosotros, de manera rápida
Ir a la barra de herramientas